Fronteras que vuelven invisibles

Fronteras que vuelven invisibles

Excelente conferencia dictada por Mark Cachia SJ en el IV Foro Social Mundial de Éticas y Espiritualidades –El mundo desde sus fronteras- Melilla, el 18 de abril de 2015. El mismo día naufragaba un pesquero frente a las costas de Libia, con más de 750 personas migrantes a bordo, de las que se salvaron apenas 28. En ocasiones, la sobre-exposición mediática no contradice la invisibilidad de las personas puesta bajo los focos. ...En el fondo, a diferencia de las fronteras físicas analizadas antes, los mecanismos que acabamos de considerar no esconden el cuerpo del extranjero, sino que ocultan sencillamente su humanidad. Los mecanismos que deshumanizan, aunque sutilmente, a los extranjeros, protegen contra los posibles remordimientos de conciencia de las personas que tienen que tomar duras medidas en contra de estos mismos extranjeros y en este sentido les facilita la vida. Porque una cosa es tratar con “problemas”, y otra es tratar con personas; una cosa es expulsar a una “carga”, y otra es expulsar a María y separarla así de sus hijos que nacieron en España; una cosa es denunciar la invasión de los «negros», y otra es denunciar a Mohammed que vive con su familia en el barrio sin molestar a nadie; una cosa es internar a los “sin-papeles”, y otra es internar a Yohannes que trabajaba duramente día y noche para enviar un poco de dinero a su familia que se quedó en Eritrea; una cosa es echar la culpa a los «clandestinos» que quieren robarnos el trabajo, y otra es echar la culpa a Ibrahim que vio morir a la mitad de su familia en Somalia y a dos de sus mejores amigos durante la travesía del desierto líbico....

Notícies relacionades